Definición: realidad sin atenuantes. La historia: Bruno (Jérémie Rénier), un hombre acostumbrado a vivir de pequeños robos callejeros, se enfrenta ahora a un dilema que en un primer momento parece imposible: su novia de siempre, Sonia (Déborah François), que lo hace sentir todo el tiempo como un niño en el recreo, acaba de tener un bebé que los convierte en una familia, pero que quizás, si se trata de sobrevivir en este mundo, pueda servirles como otra forma de hacer dinero. Qué es: el nuevo paseo de los hermanos Dardenne, documentalistas en un principio, por los callejones más dolorosos de la sociedad, una película muy bien interpretada, muy bien filmada, que nos pone de pies sobre la tierra y nos enloquece de angustia a punta de un realismo extremo que tiene mucho de suspenso. Zoom a: la secuencia devastadora en la que Bruno decide, a espaldas de la maternal Sonia, que vender a su bebé quizás pueda ser una buena idea. Es cierto: el jurado del festival de Cannes de 2005, que les entregó a los hermanos Dardenne la Palma de Oro, fue presidido por el cineasta bosnio Emir Kusturica.
Director:
Jean-Pierre y Luc Dardenne

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.