Tenga en cuenta que una mujer finge un orgasmo cuando:

˜Grita durante los tres primeros minutos de contacto y cada alarido concuerda perfectamente con los movimientos pélvicos.

˜Usted escucha cómo su compañera repite insistentemente, con leves modificaciones de vocalización, su nombre (v.g. “¡Juan… Juuuan… Juaan… Juannnnn!”).
˜Hay demasiados comentarios “sucios” en el aire. ¡Y no son suyos!

˜Todos los músculos de ella se contraen, y no únicamente los del área del placer. Usted se da cuenta de que ella araña las sábanas hasta con los dedos de los pies.

˜En medio del clímax usted, sorpresivamente, abre los ojos y descubre que ella ha cambiado bruscamente las facciones de placer por unas cercanas al martirio.

˜Usted no detecta congestión sanguínea en la cara de ella. Mucho menos sudor.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.