"Estoy tan contento porque hoy he encontrado a mis amigos/ Están en mi cabeza", así comienza Lithium, una de las canciones incluidas en Nevermind de Nirvana, el álbum de rock más importante de los últimos 15 años. Con aquel disco murió el siglo diez años antes de terminarse. Para asomarse un poco a la vida interior de su cantante y saber un poco cómo nacieron su rabia y desconsuelo, que muchos cantaron en coro, hay que darle una leída atenta a sus diarios. La edición conserva los cuadernos en los que Cobain garrapateó todo su calvario y algunas pocas alegrías.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.