La última novela de Alape perteneciente a la saga que empezó con El Bogotazo: memorias del olvido (1983), reconstruye una historia que se desprende de una conversación entre el autor y el cronista policíaco, Felipe González-Toledo, el mejor relator de la barbarie del 9 de abril.
El crimen del capitán Tito Orozco, nacido de la espiral de violencia que nos envuelve desde que Bogotá sucumbió a las llamas el día en que muripo Gaitán, nunca se pudo resolver. Su viuda, Edelmira, vagó por todo el país recogiendo la más mínima evidencia que pudiera acercarla al autor de la muerte de su esposo. No encontró más que silencio. Según González, esta historia merecía ser contada con detalle. Alape lo hace con maestría casi treinta años después de conocerla.
Arturo Alape
Seix Barral
320 páginas

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.