Aunque todos los días debe cambiar de líneas y convertirse en Laura dentro del set de su próxima telenovela, Martina García, “Caperuza”, sabe que su personaje más fuerte es ella misma, a sus 20 años, frente al lente de un fotógrafo. Lo sabe tan bien, que con la misma naturalidad con que confiesa haber visto “Miss 45” suficientes veces como para creer que es Zoe Tarmelis, no tiene el menor reparo en quitarse la ropa y colgarla en un closet junto a la tranquilidad de nuestros lectores. Si algo le han dejado a Martina cinco años entre pasarelas y cámaras es la conciencia de que pararse frente a una cámara equivale a convertirse en una excusa pública para ser deseada.

Contenido relacionado

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.