TONY BENNET
Sony

Y, claro, el título de este disco traduce 'tocando' y no 'jugando' con mis amigos. Sin embargo, la música dentro del álbum fluye tan, pero tan fácil, que Bennet da la impresión de estar jugando (o por lo menos divirtiéndose una barbaridad) durante la grabación. Da igual si se trata de Diana Krall o Ray Charles, de Bonnie Rait o B.B. King, el encanto de cualquiera de los quince cortes es sencillamente impresionante. Playing with my friends es un disco tan seductor que el piano de Billy Joel, la armónica de Stevie Wonder y la voz de Sheryl Crow dan la impresión de haber sido concebidas para salir en él. Definitivamente uno de los mejores del crooners.
Calificación: Una y otra vez

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.