METALLICA
UNIVERSAL/VERTIGO
El último lustro de Metallica estuvo marcado por inconvenientes con las drogas, la salida del bajista Jason Newsteed, una apuesta sinfónica y, mala cosa, poco material nuevo. Hubo rehabilitación, llegó Robert Trujillo, lo sinfónico vendió y ahora el álbum St. Anger soluciona lo de la orfandad de originales. Ningún admirador quemará sus discos clásicos luego de oír St. Anger, pero habrá cruce de palabras y dardos sobre Metallica modelo 2003. Las versiones originales ofrecen la posibilidad de acceder
a música del grupo en internet e incluyen un DVD. ¿Qué ofrecen los piratas? Nada.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.