El nuevo orgullo japonés es de esos carros que uno no se explica cómo pueden ser tan compactos y, a la vez, tan espaciosos. En su interior caben cinco personas cómodamente sentadas. Tiene portavasos para todos y en sus bolsillos delanteros caben desde mapas y envases hasta libros. Su carrocería reforzada y su suspensión de auto de lujo lo hacen difícil de superar para cualquier carro de su tipo. Como si el espacio interior fuera poco, cuenta con sillas traseras abatibles y deslizantes. Viene con caja manual de seis velocidades o automática de cuatro, como usted prefiera.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.